Corre, lee y dile 
Marco Tulio, el insaciable
Por Germán Martínez Aceves

Pedidos directos de La insaciabilidad, firmados por el autor, a escandioti@gmail.com

Ventura regresa de nuevo con sus aventuras, desventuras y travesuras. El personaje, sin duda alter ego de Marco Tulio Aguilera Garramuño, vive con intensidad sus encuentros con las mujeres, con la propia vida y con ese sabor que no tiene límite, que no encuentra el fin, que lo vuelve insaciable.
La insaciabilidad es una novela que forma parte de un proyecto literario de largo aliento integrado por siete obras. Es a la vez, el segundo volumen que Marco Tulio Aguilera denomina como El libro de la vida formado por Mujeres amadas, La hermosa vida, Doctor Amóribus y dos obras aún inéditas: El sentido de la melancolía y Sin máscara frente al espejo.
Pasan los años y parece que Ventura no envejece. Sigue igual de incesante como en los primeros relatos escritos por Marco Tulio donde el personaje conoce a diversas mujeres y sus relaciones se envuelven en atracción, erotismo, amores platónicos o saltos al desamor.
Algo que se debe agradecer a Marco Tulio es su refinado oficio de escritor que permite seguir las narraciones de manera fluida no exentas de imágenes poéticas y reflexiones que dan forma a El libro de la vida, el libro de Ventura o ¿de su vida?
Como buen escritor colombiano que vivió el boom latinoamericano, Aguilera Garramuño es seguidor de García Márquez, de Cortázar, de Vargas Llosa y de cuanto escritor viejo a joven que lance una propuesta narrativa. De todos abreva y crea su propio estilo para convertirse en una especie de Henry Miller tropical.
Ventura no es más ni menos que el común de los hombres, su vida gira en función de las mujeres amadas u odiadas pero siempre están en su mente al borde del incendio erótico o la huida inesperada.
Dividida en tres partes, La insaciabilidad es esa búsqueda permanente de ser pleno pero a la vez cuando se piensa que logró llegar al final de la historia, surgen vacíos que de nueva cuenta Ventura buscará llenarlos en el encuentro de una próxima mujer, de una nueva experiencia, de una nueva ilusión.
Ventura tiene el hábito de escribir, de leer, de aficionarse al violín, solo le falta retar a los jóvenes a jugar basquetbol y lanzarse en pos de medallas desafiando a los tritones de las albercas. No obstante tiene ese tino de encontrarse con mujeres que arrebatos o desafíos que le marcan su vida.
Ahí estará en sus encuentros Bárbara Blaskowitz, tan insaciable como el propio Ventura; Irgla, la regiomontana tan compleja como la pronunciación de su nombre; la “loca” poeta de Estrella de los Campos; la púber Trilce y su hechicero violín, por mencionar algunas de las principales obsesiones del atribulado escritor.
Xalapa es el escenario central de las historias de Ventura y no será casualidad que más de un personaje se vea retratado en las narraciones de La insaciabilidad. Monterrey es otro de los puntos de las vivencias y ambos lugares los espacios del erotismo latente.
Ventura, como buen escritor, abunda en detalles, coquetea siempre con el deseo y a pesar de ello, no rebasa la intimidad y deja que la imaginación vuele. Es tal vez la mejor fórmula para mantener viva la insaciabilidad, el gusto y el sabor por la vida. Al fin de cuentas: “¿quién puede garantizarle a un ser humano que lo mejor de su vida no haya pasado y le esperen sólo meras sombras y pantanos?”
La insaciabilidad, de Marco Tulio Aguilera Garramuño, colección Ficción de la Editorial de la Universidad Veracruzana, 491 páginas, 2015, se puede encontrar en el Servicio Bibliográfico Universitario, Xalapeños Ilustres 37 o la Feria Permanente del Libro Universitario, Hidalgo 9.
La Editorial de la UV en el éter y el ciberespacio
Los invitamos a escuchar el programa Oye, lee y dile que se transmite todos los martes a las 18:00 horas en Radio Universidad Veracruzana, 1550 AM y a que consulte las páginas electrónicas www.uv.mx/editorial owww.uv.mx/corre en donde podrán consultar las novedades de la Editorial de la UV. Cualquier comentario lo puede hacer llegar a gemartinez@uv.mx



Pedidos directos de La insaciabilidad, firmados por el autor, a escandioti@gmail.com




Marco Tulio Aguilera

No hay comentarios:

Publicar un comentario